Aprehendido supuesto narcotraficante en Zacapa

La captura del presunto narcotraficante Jairo Estuardo Orellana Morales, alias el Pelón, de 36 años, en Doña María, Gualán, Zacapa, dejó tres muertos y ocho personas capturadas, informó la Policía.

Trasladan a Jairo Orellana  a la Torre de Tribunales.
Trasladan a Jairo Orellana a la Torre de Tribunales.

El aprehendido es considerado por las autoridades como el “más importante y peligroso narcotraficante” y es requerido por Estados Unidos en extradición, por conspiración para el trasiego de drogas.

El operativo fue efectuado por la Policía Nacional Civil (PNC), el Viceministerio Antinarcótico, las Fuerzas Especiales Kaibil y el Ministerio Público.

Debido al enfrentamiento murieron Miguel Ángel Santiago Carranza, agente del Grupo de Intervención y Fuerzas Especiales de la PNC, quien falleció minutos después de haber sido ingresado en el Instituto Guatemalteco de Seguridad Social, y dos supuestos guardaespaldas de Orellana Morales, que al cierre de la edición no habían sido identificados.

A eso de las 20 horas, el presunto narcotraficante fue trasladado a la Fuerza Aérea Guatemalteca, a donde llegó descalzo y sin camisa, y de allí fue llevado a la Torre de Tribunales.

El ministro de Gobernación, Mauricio López Bonilla, dijo que pedirá que el aprehendido sea recluido en la cárcel de Matamoros y agregó que las ocho personas que también fueron capturadas son señaladas de pertenecer a la estructura criminal dirigida por Orellana Morales y que dispararon contra las fuerzas de seguridad.

Claudia Paz y Paz, fiscal general, indicó que desde agosto del año pasado buscaban al sindicado.

En esa fecha, el Departamento del Tesoro de EE. UU. incluyó en su lista de Narcotraficantes Especialmente Designados a Orellana Morales. Según un comunicado emitido en esa fecha, es responsable de haber trasladado cocaína en nombre del grupo los Zetas.

En noviembre del 2012, el presunto narcotraficante resultó ileso de un atentado ocurrido en un edificio de clínicas, en la zona 15. En ese lugar fueron ultimados siete hombres identificados como guardaespaldas de Orellana Morales. Las autoridades indicaron que pudo tratarse de pugnas de grupos del narcotráfico.