Cada 46 minutos se comete una violación

Autoridades creen que cifra podría ser mayor, ya que por cada ocho casos solo uno se denuncia.

Publicado el
El 64 por ciento de víctimas de delitos sexuales son niños y adolescentes, según Curtis. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
El 64 por ciento de víctimas de delitos sexuales son niños y adolescentes, según Curtis. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Durante el 2015 hubo 11 mil 299 casos denunciados de violencia sexual, un promedio de 31 cada día, lo que representa la ocurrencia de uno cada 46 minutos.

La cifra es el doble de la de homicidios, según Bradley Curtis, representante de Misión Internacional de Justicia, cuyas cifras fueron refrendadas por la fiscal general, Thelma Aldana.

El director de la organización no gubernamental —dedicada al rescate de las víctimas de violencia sexual— resaltó la necesidad de unir esfuerzos contra “una forma de violencia particularmente repugnante y traumática”.

“El problema de la violencia sexual es enorme y nosotros debemos llamarlo por su nombre: una plaga, un flagelo”, afirmó Curtis.

El 64 por ciento de víctimas de delitos sexuales es el grupo más vulnerable: niños y adolescentes. “Estas son las cifras de la punta del iceberg. Por cada víctima que denuncia, siete no lo hacen”, agregó.

Aldana, quien firmó ayer un convenio con la mencionada organización, dijo sentirse preocupada por la creciente ola de delitos cometidos contra niños, particularmente los de naturaleza sexual.

Hasta abril del 2016 han sido recibidas en el Ministerio Público 10 mil denuncias, informó.

“Hay que redoblar esfuerzos para fortalecer atención integral, la investigación y la persecución penal”, señaló Aldana.

Hombres y mujeres

Entre las cifras destacadas por la Fiscalía hay cinco mil 104 casos de delitos sexuales contra mujeres, además de otros mil 175 en el que las víctimas fueron hombres.

A la lista de casos investigados se suman mil 561 en los que los afectados son adolescentes mujeres, 647 varones, 618 niñas y 214 niños.

El convenio apoya la capacitación en entrevistas forenses, acusaciones y “otras estrategias creativas en esta temporada de presupuestos restringidos”, observó Curtis.

El trabajo de la referida oenegé ha servido para el ordenamiento y clasificación de expedientes en la Fiscalía de la Mujer. Además, ha aportado una metodología de investigación específica de delitos sexuales para individualizar a los responsables.

Números rojos

El Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif) agrupa los casos según la sede en donde fue evaluada la víctima, y ese reporte revela que en el 2015 hubo ocho mil 245 exámenes relacionados con casos de violencia sexual. Del total, siete mil 423 eran mujeres, adolescentes o niñas.

Aparte de la sede central del Inacif —que por el número de población reportó la mayor cantidad de evaluaciones en mujeres: dos mil 418— hay al menos cinco regiones que registran índices importantes.

En Escuintla ocurrieron 417; en Cobán, Alta Verapaz, 375; en Quetzaltenango, 358; y en Santa Cruz del Quiché, Quiché, 300.

En proporción ligeramente menor le sigue Chimaltenango, con 219.

“Ninguna víctima después de correr el riesgo de denunciar merece la indignidad de la impunidad, encima de la violencia sexual que ya ha sufrido”, subrayó Curtis.

Niños sin protección

“No existe un sistema de protección para las niñas. Un avance es la creación de la Fiscalía de Niñez Víctima. No debiéramos de reaccionar después de que sucedieron los hechos”, dijo Leonel Dubón, abogado especialista en temas de niñez.

El 90% de abusos ocurre en la casa y en la escuela, aseguró.

Esfuerzo conjunto

“Quizá las estadísticas del MP y las nuestras no coincidan porque solo atendemos menores que carecen de representación”, dijo el procurador de la Niñez, Harold Flores.

“Hemos estado trabajando coordinaciones interinstitucionales tanto en la parte preventiva, la
legal y la reinserción de estos menores”, agregó.