Tribunal fija plazo a Estados Unidos sobre la extradición de Luis Martinelli Linares

Los Martinelli son acusados por Estados Unidos de facilitar pagos de Odebrecht como parte de la red de corrupción de esa constructora en América Latina.

Luis Enrique Martinelli. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Luis Enrique Martinelli. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

El Tribunal Quinto de Sentencia avanzó con el trámite de extradición de Luis Martinelli Linares, reclamados en extradición por Estados Unidos en una trama de lavado de dinero.

La justicia guatemalteca dio 40 días a Estados Unidos para que presente la petición formal de extradición y los documentos que los funde, contando a partir del momento en que el Ministerio de Relaciones Exteriores de Guatemala entregue la comunicación oficial a la embajada de Estados Unidos.

Una vez se reciba la documentación de Estados Unidos habrá una audiencia en la que Martinelli podrá declarar si se allana a la extradición o el proceso continúa.

Por su parte, la defensa de Martinelli recusó al tribunal porque a su criterio los jueces empezaron el proceso sin antes celebrar una audiencia previa, lo que lo hace ilegal.

Ricardo Martinelli Linares, hermano de Luis, tiene su proceso de extradición en el Tribunal Tercero, que no ha requerido información del caso.

El proceso de extradición avanza por la vía judicial en tanto el Parlamento Centroamericano (Parlacen) se negó a juramentar a Luis y Ricardo Martinelli Linares, diputados suplentes de Panamá e hijos del expresidente de ese país Ricardo Martinelli.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos que los Martinelli participaron presuntamente en el plan de expansión de la constructora brasileña Odebrecht, que pagó “más de US$700 millones en sobornos” en América Latina.

Son acusados de haber facilitado el pago de US$28 millones mediante cuentas bancarias secretas a nombre de empresas fantasma en jurisdicciones extranjeras. Además, en Panamá, se les acusa de cobrar sobornos millonarios de Odebrecht para facilitar trámites burocráticos para la construcción de una autopista y el saneamiento de la bahía de Panamá durante el gobierno de su padre.

Según esas acusaciones, los hijos de Martinelli habrían recibido en distintas sociedades seis millones de dólares de Odebrecht entre 2009 y 2010. Posteriormente habrían cobrado cerca de 50 millones de dólares por otros servicios a la empresa brasileña.