La rabieta de Donald Trump porque no le quieren vender Groenlandia

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció el martes que posterga una reunión con la primera ministra danesa prevista para dentro de dos semanas debido a su falta de interés en vender Groenlandia.

Archivado en:

Donald TrumpGroenlandia
La localidad de Upernavik, al oeste de Groenlandia. (Foto Prensa Libre: EFE)
La localidad de Upernavik, al oeste de Groenlandia. (Foto Prensa Libre: EFE)

Con base en los comentarios de la primera ministra Mette Frederiksen sobre que no tendría ningún interés en discutir la compra de Groenlandia, postergaré para otro momento nuestra reunión prevista para dentro de dos semanas”, tuiteó Trump.

“La primera ministra fue capaz de ahorrar una gran cantidad de gastos y esfuerzos tanto a Estados Unidos como a Dinamarca al ser tan directa. Se lo agradezco y espero que reprogramemos (la reunión) en algún momento en el futuro”, escribió el presidente.

The Wall Street Journal informó primero que Trump había comentado su interés en la región con gobierno autónomo perteneciente a Dinamarca, cuya mayor parte está cubierta de hielo.

El presidente, según el diario, pidió a sus consejero que explorasen la posibilidad de adquirir este territorio.

Trump confirmó el domingo su interés en comprar Groenlandia, pero que esta operación no era una de las prioridades de su administración. “Es algo de lo que hablamos”, dijo a periodistas.

Cuando se le preguntó si consideraría intercambiar un territorio estadounidense por Groenlandia, Trump respondió que “se podría hacer muchas cosas”.

“Esencialmente, es un gran negocio inmobiliario”, dijo.

Dinamarca colonizó la isla de dos millones de kilómetros cuadrados en el siglo XVIII. Allí viven solo unas 57 mil personas, la mayoría de las cuales pertenecen a la comunidad indígena inuit.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Groenlandia insistió el viernes en que la isla estaba lista para hablar de negocios, pero no estaba a la venta.

“#Greenland es rico en recursos valiosos como minerales, el agua y el hielo más puros, reservas de pescado, mariscos, energía renovable y es una nueva frontera para el turismo de aventura”, tuiteó.

En Dinamarca le llovieron las burlas y los memes al presidente estadounidense por querer adquirir el territorio.

La primera ministra danesa, Mette Frederiksen (derecha), ha dejado claro que Dinamarca no está en venta. (Foto Prensa Libre: EFE)

Contenido relacionado:

> Donald Trump amenaza con abandonar la Organización Mundial de Comercio

> Donald Trump asegura que Corea del Sur debe pagar más por la protección militar de EE. UU.

> Nancy Pelosi, la mujer más crítica de Donald Trump, llega al país

1

Hector Alvarado Hace 7 meses

Pobre loco; que elecciones tan torpe la de los gringos en poner al frente de su nación a esta mala caricatura de estadista; pero que podemos decir los Guatemaltecos si elegimos aun peor a nuestros dis que gobernantes.