Desarrollo de país

Desarrollo social, otro eje estratégico

José Santiago Molina josesmolinam@gmail.com

El segundo eje estratégico del gobierno del Dr. Alejandro Giammattei es el Desarrollo Social. Tal y como presentaron el eje estratégico de Economía, competitividad y prosperidad con objetivos e indicadores definidos, en el eje estratégico de Desarrollo Social también hay objetivos e indicadores —todos los indicadores tienen una línea base—, y eso es muy positivo.

Los objetivos del Ministerio de Educación son: 1) Incrementar la tasa neta de cobertura a) en nivel preprimario en 12% b) en nivel primario en 17% c) en nivel básico en 17% d) en nivel diversificado en 11%. 2) Reducir el porcentaje de la población analfabeta en 5%. 3) Incrementar cobertura de seguro médico escolar a 3 millones de niños. 4) Incrementar la inversión en servicios de alimentación escolar en Q830 millones. 5) Incrementar la cantidad de becas escolares para nivel básico y diversificado en 19,579. 6) Incrementar el número de maestros graduados de licenciatura en 8,160. 7) Incrementar en 8 mil el número de maestros.

Los objetivos del Ministerio de Salud son: 1) Reducir la razón de mortalidad materna en 14.4 %. 2) Reducir tasa de mortalidad infantil en 10%. 3) Reducir número de casos de morbilidad infantil en 5% por año. 4) Incrementar 9.6% los niños y niñas con esquema de vacunación completo. 5) Reducir tasa de desnutrición crónica en 7% —coordinación con Sesán y Maga—.

Los objetivos del Ministerio CIV son: 1) Incrementar cuatro hospitales a la red hospitalaria. 2) Incrementar 50 centros de salud tipo A y B. 3) Construir cien mil viviendas sociales. 4) Crear el fondo de subsidios para la construcción de vivienda social por Q2 mil 500 millones.

Los objetivos del Ministerio de Desarrollo Social son: 1) Incrementar a 150 mil las familias atendidas por el programa de transferencias monetarias —119 mil en 2019— 2) Incrementar a 4 millones de raciones servidas en comedores sociales —2.8 millones en 2019—.

El Ministerio de Trabajo tiene un solo objetivo: Incrementar en 6 mil los adultos mayores atendidos por el programa de pensiones -101 mil en 2019-. Conred también tiene un solo objetivo: Incrementar en Q17 millones el monto asignado al fondo social para la atención de desastres —Q8 millones en 2019—.

Los dos grandes objetivos del presidente y el vicepresidente de la República son: 1) Reducir la pobreza general 9.3% —59.3% en 2014— y 2) Reducir la pobreza extrema 5% —23.4% en 2014—.

Es importante resaltar el nivel de pobreza y extrema pobreza que hay en Guatemala, pero también es importante anotar que hay suficiente institucionalidad de Estado para atender las necesidades de los más necesitados. Lo que toca es apoyar y vigilar que se haga de manera eficaz y de manera transparente. En mi opinión, el gobierno, con la apertura que ha tenido a los medios de comunicación durante el primer mes de trabajo, debe informar cada trimestre de los avances en cada programa de trabajo para que la ciudadanía esté informada y vayamos todos haciendo causa común. Es importantísimo que la comunidad internacional encauce sus donaciones en estas áreas y por las vías adecuadas y no por las vías de organizaciones que no son transparentes y no rinden cuentas.

Quizá le falte al programa de gobierno en el eje social algo más de creatividad y de innovación. Quizá haya algún programa exitoso en algún lugar del mundo que se pueda revisar y ajustar a nuestro país.

La semana pasada tuve la oportunidad de ver unas cifras del Banco de Guatemala donde me impactó ver que el índice de confianza de agosto 2019 a fin de año aumentó 66.5%. Lo percibía. La nueva inversión ayudará mucho al crecimiento económico sostenido y por ende a los ingresos de Estado. Ayudará mucho generar nuevos empleos ya que un nuevo empleo es el mejor programa social.