Vacunarse contra el sarampión protege de otras enfermedades

Un nuevo estudio sugiere que vacunarse contra el sarampión tiene beneficios adicionales, además de prevenir la enfermedad, ayuda al cuerpo a combatir otras infecciones.

Publicado el
La vacuna contra el sarampión podría ayudar a combatir otras infecciones en el organismo.( Prensa Libre Hemeroteca).
La vacuna contra el sarampión podría ayudar a combatir otras infecciones en el organismo.( Prensa Libre Hemeroteca).

Desde hace mucho tiempo se sabe que el sarampión debilita el sistema inmunológico durante semanas o meses, poniendo a los pacientes, en especial a los niños, en riesgo de contraer infecciones potencialmente letales.

Ahora los científicos han encontrado que este periodo vulnerable dura mucho más de lo pensado, hasta tres años. Los investigadores también encontraron que las campañas de vacunación fueron seguidas por un descenso en los fallecimientos por otras enfermedades infecciosas.

Los expertos dicen que esto es una llamada de atención a los padres que no vacunan a sus hijos por temor infundados por un vínculo entre las vacunas y el autismo.

El médico Richard Wenzel, especialista en infecciones de la Universidad Virginia Commonwealth que no participó en el estudio asegura que el mensaje es claro, no sólo la vacuna es segura y efectiva contra el sarampión, sino que también puede salvar la vida de un niño protegiéndolo contra otras infecciones, señaló el médico.

Brotes

El debate sobre la vacuna contra el sarampión comenzó este año después de que un brote en Disneyland y contagió a 147 personas en Estados Unidos, 131 de ellos en California. Las infecciones se extendieron a México, Canadá, donde 159 personas enfermaron en Quebec. Muchos de los enfermos no estaban vacunados por razones personales o por edad.

Esta enfermedad estuvo erradicada en Estados Unidos más de una década cuando se concientizo a las personas que se vacunaran. Surgen brotes cuando los estadounidenses o visitantes extranjeros se infectan fuera del país y pasan el virus a personas no vacunadas.

En el estudio más reciente, un equipo de investigadores internacionales analizó casos y tasas de mortandad de otras infecciones antes y después de las campañas de vacunación en Estados Unidos, Inglaterra, Gales y Dinamarca.

“Al prevenir el sarampión, se preserva la capacidad de combatir otras enfermedades infecciones”, dijo Michael Mina, estudiante de medicina en la Universidad Emory y quien encabezó el estudio.