“Creí que era el momento de partir”: Damnificados por el tornado en Izabal recuentan daños en sus viviendas

Un tornado dejó decenas de damnificados en Morales, Izabal, el domingo 13 de febrero, el cual se formó por las condiciones climáticas que se mantienen en el país.

Publicado el
Izabal, daños tornado.
Decenas de personas resultaron afectadas por un tornado en Morales, Izabal. (Foto Prensa Libre: María José Bonilla)

Al menos 37 familias resultaron afectadas el domingo 13 de febrero en Rancho Grande, Morales, Izabal, cuando un tornado dejó múltiples daños y arrasó con techos de viviendas.

Según la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred), además del tornado, los incidentes de lluvia y fuertes vientos dejaron 190 afectados y 160 evacuados en el referido municipio.

También se reportan daños en otros puntos del departamento; mientras, en Petén y Alta Verapaz se registraron 533 personas afectadas y 33 evacuadas por inundaciones.

Jorge Daniel Carpio, uno de los vecinos afectados, indicó que el fenómeno climático se registró durante las primeras horas de la tarde.

“Cerré las ventanas de mi vivienda. En mi cuarto sentí que era mi último momento, porque se empezó a desprender el cielo falso y las láminas. No hice más que decirle al Señor que tomara el control del momento que estaba viviendo”, indicó Carpio.

Añadió que, durante las tormentas de años recientes fueron afectados con inundaciones, pues quedaron aislados, a pesar de tener un río cerca. Pero, aclaró, que con la experiencia vivida el domingo último, sintió temor por lo que podría ocurrir.

Lea más: Imágenes: Estos son los daños que provocó el tornado en Morales, Izabal

“Cuando cerré las persianas me preocupé, porque vi que artículos empezaron a volar. Parecía algo de ciencia ficción. Un colchón iba volando y en cuestión de minutos todo estaba destruido. Mi casa está en 75% destruida. Se levantaron las láminas, los cimientos, ahí se nota lo fuerte del fenómeno”, relata Carpio.

Otros artículos de mayor peso, como una lavadora y una motocicleta también fueron movidos por el tornado, pues según Carpió encontró esos artículos a unos 10 metros de donde los tenía ubicados.

Glenda Guerra, otra vecina afectada en Rancho Grande, dijo que los muebles de su casa, el techo y otros artículos quedaron dañados.

Estamos tristes porque perdimos lo poco que teníamos. Son cosas de la naturaleza, que Dios hace. A ver qué pasa. No habíamos vivido esto. Casi todo se perdió”, aseguró Guerra.

Mynor Portillo, alcalde de Morales, indicó que debido a lo montañoso del sector no había sido visto un fenómeno similar.

“Hay videos donde se ven cosas en el aire, como láminas. Desde ayer coordinamos con la Conred y la Gobernación para llevar ayuda a las familias. En otros puntos hubo inundaciones, en áreas cercanas al área urbana. También hay un puente a punto de colapsar, que es muy importante porque comunica a varias comunidades”, aseguró Portillo.

El jefe edil indicó que cuando caminaban por el área localizaron televisores, muebles y otros objetos que fueron expulsados de las viviendas de los vecinos.

“Vamos a dar seguimiento y acompañamiento a estas familias que resultaron afectadas”, aseguró.

También dijo que no cuentan con suficiente presupuesto municipal para atender todos los requerimientos a causa de este tipo de fenómenos climáticos y que necesitan el apoyo de las autoridades centrales.

Héctor Alarcón, gobernador de Izabal, dijo que se continúa con la recolección de información, pues los daños se registraron no solo en propiedades privadas sino en infraestructura pública como puentes y carreteras.

“Hay rutas y bordas dañadas. Hay una casa que le cayó un árbol y personas resultaron lastimadas, no de gravedad. Hay un puente que también se fue. Se están coordinando trabajos con el Ministerio de Comunicaciones, Infraestructura y Vivienda”, dijo Alarcón.

Se está recabando la información para trasladarla y se tendrá el apoyo de láminas para reparar los daños en las viviendas, indicó.

 

Conred cuantifica daños

z