Javier Romero asegura que está en Petapa por capacidad y no por compadrazgos de su tío Gonzalo Romero

El portero guatemalteco de Petapa, Javier Armando Romero Pivaral, le pone el pecho a las balas. No se hace el indiferente. Admite que ha tenido responsabilidad en algunos de los 21 goles que le han anotado en el Apertura 2018. 

1.50 goles es el promedio de anotaciones que recibe por partido el portero Javier Romero, quien no tiene un entrenador específico en el campamento de los loros (Foto Prensa Libre: Edwin Fajardo)
1.50 goles es el promedio de anotaciones que recibe por partido el portero Javier Romero, quien no tiene un entrenador específico en el campamento de los loros (Foto Prensa Libre: Edwin Fajardo)

El guardameta quiere redimirse, y hoy, en el juego contra Cobán Imperial, intentará constituirse en una muralla.


“Soy consciente de que en algunos goles he tenido responsabilidad. Estoy trabajando para mejorar. El profe Rafael Loredo me ha ayudado bastante con la confianza que me brinda”, asegura el guardameta de 24 años, quien tiene con los loros su primer reto en Liga Nacional.

El formado en las fuerzas básicas rojas hace oídos sordos a las críticas de los aficionados miguelenses y reconoce que solo el trabajo lo podrá sacar adelante.

“No me preocupo por lo que dice la gente. Me preocupo por mi trabajo. Le digo a los aficionados que sigan apoyando. Sabemos que hemos cometido errores. Nosotros queremos hacer bien las cosas. Somos un equipo joven que está en aprendizaje”, explicó el excancerbero de Mixco.

“Me molesta que algunos seguidores, en la mayoría de partidos, la tomen contra uno y vengan solo a gritar. No me da tristeza, sino rabia”, añadió.

Te puede interesar: Xelajú MC da de baja a Kevin Ruiz, Brailin de León y al mexicano César Morales. 

Javier Armando, sobrino del exjugador rojo Gonzalo Romero, enfatiza que él está en el conjunto miguelense por capacidad y no por favores o presiones de su tío, quien es embajador de la directiva de San Miguel.

Te puede interesar: Mauricio Tapia asegura que Antigua GFC superará el mal momento que pasan y será campeón.

“Si los aficionados piensan así, que le hablen al profe para que resuelvan esas dudas. Yo me siento capaz de estar con Petapa. En el gol de Municipal era falta. El delantero me llega a chocar y por eso suelto el balón. El árbitro no quiso marcar”, explicó.   

Acerca de la incómoda última posición que ocupa su equipo, el portero sostiene que tienen armas para salir adelante. “Es un momento incómodo. Estamos en una posición dura. Confiamos en nuestra capacidad para salir adelante”, puntualizó.

Contenido relacionado

> Deportivo Malacateco recibe el apoyo de aficionados mexicanos. 
> Malacateco da golpe de autoridad a Comunicaciones y es sublíder del torneo.
> Marco Pappa debuta con Xelajú MC en el empate contra Antigua GFC.