“Hay vacío en la legislación por el cierre o abandono de minas”

La mina Marlin, en San Marcos, dejará de producir en mayo y no hay ninguna ley que regule el cierre y abandono de esas excavaciones, destacó Raúl Maas, director del Instituto de Investigación y Protección sobre Ambiente Natural y Sociedad (Iarna).

Raúl Maas, director del Iarna, que forma parte de la Universidad Rafael Landívar. (Foto, Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Raúl Maas, director del Iarna, que forma parte de la Universidad Rafael Landívar. (Foto, Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Para el experto es necesaria la vigilancia del proceso de recuperación ambiental de dicha mina, y en general de otros proyectos, no solo para recuperación del área sino para evitar los riesgos por residuos de desechos.

¿Qué se debe evaluar en el cierre de la mina Marlin?

El país ha tenido actividades mineras por muchos años. De oro y plata no ha habido muchas; pero sí de cemento, de piedrín y de arena.

La actividad minera tiene cuatro etapas: el reconocimiento, la exploración, la explotación y el cierre de las minas. Pero en Guatemala la Ley de Minería solo reconoce tres, y no habla absolutamente nada del cierre y abandono de las minas.

¿Dónde está el vacío en el proceso?

Es un vacío en la legislación minera. En el país no se ha hablado del cierre de minas en general porque la Ley no lo contempla. Por eso es importante este proceso que debe hacer la mina Marlin, y se debe dar seguimiento.

Regularmente, los representantes del Ministerio de Energía y Minas (MEM) dicen que ellos no contemplan el cierre de las minas porque se trata de alguna manera en el estudio de impacto ambiental (EIA), que es obligatorio desde 1989 para aprobar los proyectos. Está ese instrumento legal para efectuar el cierre, pero en muchos proyectos de minería no se usa.

¿Cómo se establece un cierre en los estudios de impacto?

La mayoría de veces, los EIA tocan el tema de cierre o abandono de la mina de una forma muy superficial, porque al final lo ven como requisito para la autorización de la licencia.

En el EIA que presentó la mina Marlin se habla de cierre, pero a mi consideración se trata de manera superficial.

¿Deben vigilar los ministerios?

Debería estar el Gobierno, por medio de los ministerios de Energía y Minas y de Ambiente, que son los responsables de haber autorizado esas licencias. También debe haber una auditoría social por parte de las agencias no gubernamentales, ambientales y las comunidades.

Se consultó al Ministerio de Energía y Minas al respecto pero no ha respondido a las solicitudes de información.

En su sitio electrónico Goldcorp refiere en la ficha técnica de la mina, que tienen una inversión anual de US$5 millones en recuperación anual.” transformer=”gsi.gn3quote.PL_SCD_Quote_Gris” /]

¿Y la restauración ambiental?

Debe quedar lo más parecido a como estaba antes de que empezara la explotación.

La preocupación más fuerte es qué van a hacer con los desechos tóxicos, como el cianuro, que se usa en la extracción de oro y plata; cómo quedan las lagunas o lodos de desechos, si se puede filtrar y que no exista contaminación de agua.

¿Qué recomienda Iarna al respecto?

Que prevalezca el principio del bien común. Que más allá de lo costos económicos que pueda derivarse de la actividad de cierre lo que tiene que prevalecer es el bien común, esto pasa por asegurar que no vaya a ver alguna posibilidad de riesgo derivado de un mal cierre de la mina.

Que los desechos sean manejados de tal manera para que no quede riesgos de contaminación  de agua subterránea en la actualidad y en el futuro y que no se afecte a las comunidades y ecosistemas naturales.

Con la actividad minera los temas más violentos son las alteraciones en el paisaje, el paisaje que durante la actividad minera y queda luego de la minería no es el mismo que estaba antes de su llegada. La mina a cielo abierto se ha comido una buena cantidad de montaña esa es una de las afectaciones más críticas pero no hay que olvidar el tema del riesgo de los lodos o desechos.

¿Respecto al vacío legal que se debe hacer?

Otro llamado es que se elimine en el país vacío legal, eso es tarea de las autoridades, y crear las fases de cierre y restablecimiento ambiental, porque en el país se quiere impulsar inversión en el sector pero sin atender el tema de las responsabilidades.

El cierre de las minas debe ser un tema fundamental, sobre todo para la gente, como asegurar que las personas que se quedan  viviendo en el lugar y los alrededores no sean afectadas por estas alteraciones que ha generado la mina en el paisaje, en la dinámica de los ecosistemas y de cómo se mueve el agua.