¿Quieres ser líder? esta experta emprendedora te da la fórmula para dar el salto

Claudia Jañez, directora del Consejo Ejecutivo de Empresas Globales (CEEG), señala que una de las características que ha identificado entre las mujeres con las que ha compartido espacios laborales es que, a diferencia de los hombres, no destacan sus logros o capacidades.

Claudia Jañez, presidenta del Consejo Ejecutivo de Empresas Globales ( CEEG). Foto: Forbes México.
Claudia Jañez, presidenta del Consejo Ejecutivo de Empresas Globales ( CEEG). Foto: Forbes México.

Si existe una fórmula que permita a las mujeres integrarse a los círculos ejecutivos empresariales, Claudia Jañez no la conoce, pero si tiene en cuenta algunos de los elementos más importantes para “dar el salto” de ser un integrante de un organismo a colocarse como su líder.

Para la mujer al frente de DuPont en México y América Latina, que cuenta con más de 20 años de experiencia en la dirección de empresas globales, desarrollar habilidades blandas, formar una marca personal y procurar el apoyo de personajes destacados en el área que hablen de tus logros, son tres aspectos importantes para potenciar la carrera de una mujer.

Yo siempre digo que no existe una fórmula (para dirigir a un punto exitoso tu carrera) pero si es importante enfocarnos en aquellos aspectos que nos hacen diferentes y más apropiados para un puesto, saber cuáles son las dos o tres cualidades por las que me tienen que contratar a mí y no otra persona, sea hombre o mujer”, apunta en entrevista con Forbes México.

Además de las cualidades técnicas adquiridas con la instrucción académica, es importante desarrollar las habilidades blandas, como el liderazgo, comunicación, trabajo en equipo, la resolución de conflictos, toma de decisiones y la capacidad de negociación, advierte la también presidenta del Consejo Ejecutivo de Empresas Globales (CEEG).

Otro punto importante para Jañez es desarrollar una “marca personal” partiendo de la idea de “cómo quiero que me vean” y trabajar en las áreas de oportunidad de la imagen profesional de una persona.

La “marca personal”, es una serie de estrategias enfocadas en desarrollar la percepción positiva de tus habilidades y competencias, explica Alfredo Paredes, CEO de Capitol Consulting&Communication.

Aunque en muchos casos, se trata de una estrategia elaborada por expertos, Paredes detalla que hay puntos elementales en la integración de una marca personal, que necesariamente tienen que iniciar con la elaboración de un diagnostico que delinea las habilidades, recursos y sector en el que se desempeña una persona, en dónde quiere desarrollarse y cómo quiere hacerlo.

Una vez establecido este diagnóstico situacional se establecen las habilidades “humanas” o las soft skills que requiera desarrollar esa persona, y complementarlo con las habilidades técnicas propias del trabajo que desempeña la persona.

Otro punto importante es el desarrollo de hábitos como la administración del tiempo, una agenda, actividades físicas e incluso apoyo psicológico que se enfoque en una línea de empoderamiento, sobre todo en el caso de las mujeres.

Un elemento crucial es el desarrollo de una estrategia en redes sociales e incluso de medios de comunicación tradicionales que incluye la revisión de los contenidos que se publican en las cuentas personales y la participación de eventos como entrevistas, charlas y seminarios enfocados en la especialidad de la persona interesada en formar una marca personal.

Que alguien hable bien de ti

Jañez apunta que una de las características que ha identificado entre las mujeres con las que ha compartido espacios laborales es que, a diferencia de los hombres, no destacan sus logros o capacidades.

“Es increíble, pero nos cuesta mucho trabajo decir hablar bien de nuestro trabajo, decir sí, soy inteligente; sí puedo, sí, el cargo es para mí; porque entonces pensamos que van a decir que somos agresivas, que mandonas o cualquier adjetivo discriminatorio que se te ocurra”, apunta Jañez.

Por ello destaca la importancia de que las mujeres “levanten la mano” y promocionen sus logros, pero también de “buscar un sponsor”, es decir una persona que apoye y hable bien de los proyectos de otras mujeres.

“Un sponsor hombre o mujer, que hable bien de ti, que cuando haya un proyecto esa persona te señale y advierta lo buena que eres, porque a las mujeres nos cuesta trabajo decir que nosotras somos mejores, algo que los hombres hacen todo el tiempo, pero las mujeres tenemos esta tendencia a cuestionarnos más”, apunta.

* En alianza con Forbes México y Centroamérica.

Contenido relacionado

> Asesoran con éxito a 20 emprendedores en Huehuetenango

> El liderazgo es clave para el desarrollo

> Mark Zuckerberg afirma que la criptomoneda de Facebook impulsará liderazgo financiero de EE. UU.

0