Terremotos en México muestran drama de falta de seguros en América Latina

El director para América Latina del grupo asegurador británico Lloyd's, Daniel Revilla, dijo que los terremotos del 2017 en México pusieron en evidencia que la escasa penetración de los seguros en la región juega en contra de la gente, no solo de los damnificados sino también de todos los contribuyentes.

Vista de edificios dañados después del terremoto de 7.2 en la comunidad Pinotepa Nacional, estado de Oaxaca, México. (Foto Prensa Libre:AFP)
Vista de edificios dañados después del terremoto de 7.2 en la comunidad Pinotepa Nacional, estado de Oaxaca, México. (Foto Prensa Libre:AFP)

Solo el 8 por ciento del valor de las infraestructuras que colapsaron o resultaron dañadas a causa de los tres terremotos del pasado mes de septiembre estaba asegurado, señaló Revilla, quien dirige también la oficina de Lloyd's en México y lamenta que la compañía que representa no haya podido casi ayudar por ese motivo a los miles de damnificados.


“Lamentablemente hemos tenido que pagar muy poco, casi todo es por las autopistas, carreteras y otras obras públicas que resultaron dañadas y el Estado las tenía aseguradas”, señaló.
Por el contrario, Lloyd's ha pagado ya US$2 mil millones a sus clientes en Estados Unidos. y países del Caribe por daños causados por los huracanes Harvey, Irma y María entre fines de agosto y mediados de septiembre.
Esa cifra significa más o menos la mitad de lo que va a ser el total que Lloyd's pagará, según el directivo.
Revilla, de nacionalidad peruana, se encuentra en Miami con motivo de la reunión “Meet the Market”, un encuentro de Lloyd's con directivos de empresas de toda América Latina, en coincidencia con el Boat Show, una importante feria del sector naval, con el que el grupo británico tiene una estrecha relación.
Danos causados por el huracán María en varios estdos de EE.UU. (Foto Hemeroteca de PL).

En América Latina, Argentina y Chile son los países con más alta penetración de seguros. Cuando Chile fue sacudido por el terremoto del 2010, entre un 33 y un 35 por ciento del valor de lo que colapsó o se dañó estaba asegurado, un porcentaje mucho mayor al 8 % de México.
Significativamente, en Chile y México el riesgo sísmico es alto, indica Revilla.
Cuando se le pregunta por las razones de la baja penetración de los seguros en América Latina indica que son de muy diversas clases, desde culturales a económicas y señala que quizás también haya faltado comunicación sobre la importancia de protegerse contra desastres y catástrofes.

En Nueva Zelanda cuando se produce un terremoto el 80 por ciento de lo que se viene abajo está asegurado, afirma.
Sean cual sean los motivos, Revilla considera que las aseguradoras deben trabajar con los Gobiernos latinoamericanos para “educar” a los consumidores en este asunto y hacerles ver que dichas compañías están para “ayudarles cuando lo necesitan”.
En Puerto Rico, devastado por el huracán María en septiembre pasado, el nivel de aseguramiento es como el de Estados Unidos, que es de un 4.1 por ciento del PIB.

Vista del hospital seriamente dañado por el terremoto de magnitud 7.2 que afectó el viernes en Santiago Jamiltepec, estado de Oaxaca, México. (AFP).

Holanda es el país más asegurado (9.5 por ciento); en España la proporción es del 2.7 por ciento y en América Latina en su conjunto solo del 1.8 por ciento, de acuerdo con datos contenidos en un amplio informe del 2012.
Un análisis de Lloyd's indica que si subiera un punto porcentual la penetración en Latinoamérica, al 2.8 por ciento, se lograría una reducción de pérdidas no aseguradas del 13 por ciento.
Además, el contribuyente tendría que pagar un 22 por ciento menos de los impuestos, porque el Estado tendría menos necesidad de fondos para la reconstrucción, señala Revilla citando ese informe.