Migrantes

Guatemalteca pide a su hijo de vuelta frente al hotel donde se reunió Kirstjen Nielsen con cancilleres 

La guatemalteca Elsa Johanna Ortiz Enríquez, de 25 años, se presentó este martes al hotel capitalino donde Kirstjen Nielsen, secretaria de Seguridad de EE. UU., celebró una reunión con varios cancilleres, para pedir que le devuelvan a su hijo de 8 años, de quien fue separada en la frontera en mayo último. 

Por William Oliva / Guatemala

"En la frontera nos dijeron que nos tenían que separar porque yo tenía que pasar a una corte, y que luego de la audiencia me lo iban a devolver (...) pero no fue así, porque deportaban solo a los papás y a los niños los dejaban allá", dijo Ortiz, que viven en Palencia, Guatemala. 

La joven madre dijo que no entendía cómo la pudieron enviar de vuelta al país sin su hijo Anthony, de 8 años, si ella no firmó ningún documento, como su deportación voluntaria.

"Yo no quise firmarles nada, porque les dije que firmaría hasta que me entregaran a mi hijo", explicó, y agregó que eso sucedió hace dos meses. 

Mientras sostenía un cartel en el que pedía en inglés que le devolvieran a su hijo, contó que con engaños se lo arrebataron las autoridades y que "casi a la fuerza" la mandaron de vuelta al país. 

Lea también: Indigna caso de niño migrante de 1 año que tuvo que presentarse solo ante un juez de EE. UU. 

En junio último, la joven ya había protestado junto a activistas frente a la Embajada de Estados Unidos en el país, donde pidió que las autoridades guatemaltecas le ayudaran a reunirse con su hijo. 

La guatemalteca ya encabezó una protesta en junio frente a la Embajada de Estados Unidos. (Foto: Hemeroteca PL)
La guatemalteca ya encabezó una protesta en junio frente a la Embajada de Estados Unidos. (Foto: Hemeroteca PL)

"Mi niño me necesita mucho como yo a él. Es una injusticia lo que están haciendo con los niños; no sólo con el mío están haciendo esto, sino que hay muchos niños y niñas que están sufriendo ese trauma", dijo entonces Elsa. 

Su protesta de este martes coincidió con la visita en el país de la funcionaria estadounidense Kirstjen Nielsen, quien se reunió con los cancilleres de Guatemala, Honduras, México y El Salvador para abordar asuntos migratorios, especialmente de la separación de niños en las fronteras. 

Más de dos mil 300 menores centroamericanos han sido separados de sus padres indocumentados en la frontera con México dentro del plan tolerancia cero de Donald Trump.    

Contenido relacionado

Trump señala que solución a la crisis de niños en frontera es "que no vengan"

Cinco frases que demuestran la línea dura de Kirstjen Nielsen sobre migración

Este año han sido detenidos dos mil 822 menores migrantes más que todo el 2017