Panama Papers: Revelan los primeros datos de Guatemala en escándalo

La relación de los guatemaltecos Marllory Chacón y Francisco Palomo con la oficina de abogados Mossack Fonseca, cuyos documentos fueron filtrados e investigados por un consorcio internacional de periodistas, son las primeras revelaciones que ligan a guatemaltecos con el escándalo internacional.

Oficinas en Guatemala del bufete panameño Mossack Fonseca, en la zona 13. (Foto Prensa Libre: Paulo Raquec)
Oficinas en Guatemala del bufete panameño Mossack Fonseca, en la zona 13. (Foto Prensa Libre: Paulo Raquec)

Información compartida por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (Icij, en inglés) y el diario alemán Süddeutsche Zeitung reveló ayer cómo decenas de personalidades en el mundo manejaron miles de millones de dólares de manera secreta con empresas fantasmas, usando una firma en Panamá.

En el caso de Guatemala, Univisión reveló documentos de la empresa Brodway Commerce Inc, que fue presidida por Chacón —condenada en Estados Unidos por narcotráfico— y relacionada con Palomo Tejeda —asesinado en el 2015—.

Según Univisión, Mossack Fonseca “fungió como agente residente de la sociedad durante el primer año. También tramitó y protocolizó el nombramiento de Chacón Rossell como presidenta”. Para entonces, ella ya era investigada por la DEA. En el 2015 fue condenada a 10 años de prisión después de haberse entregado.

Mossack, en el país

Con 40 filiales en el mundo, Mossack Fonseca es uno de los cinco mayores vendedores de oficinas off-shore, según la revista Proceso, de México.

Una de esas 40 filiales se ubica en Guatemala, en la 15 avenida 18-28, zona 13, la misma dirección que registra el bufete Díaz Durán y Asociados.

La lista de 25 abogados del bufete, según su página oficial, es encabezada por el diputado Juan Manuel Díaz-Durán Méndez. El bufete es el enlace directo con Mossack Fonseca.

La página de la filial guatemalteca ofrece entre otros servicios incorporar y administrar fundaciones de interés privado.

Mossack Fonseca, por medio del despacho Díaz Durán, asesora a otros clientes guatemaltecos, admitió el legislador.

En el 2009, añadió, Palomo requirió sus servicios para registrar la sociedad citada a uno de los abogados que ya no trabaja para la firma y de quien se reserva el nombre. Fue un negocio ajeno a la firma, aclaró.

Palomo y ese jurista constituyeron la sociedad por medio de María Corina Sáenz Lehnhoff, decoradora de profesión, dijo Díaz-Durán.

“Eran clientes de Francisco Palomo”, agregó.

Sáenz Lehnhoff salió de la lista negra de la Oficina de Control de Activos Extranjeros de Estados Unidos en el 2014.

Lucrecia de Palomo, viuda del abogado, negó a Prensa Libre los señalamientos contra su esposo y afirmó que no hacía estos trabajos.

En el top 10

En Panama Papers, una gráfica revela que Guatemala está en el top 10 de países intermediarios para constituir empresas ocultas en paraísos fiscales.

Guatemala se encuentra en el sexto lugar, detrás de Panamá, ligada a escándalos de políticos guatemaltecos como Jorge Serrano, Alfonso Portillo o Roxana Baldetti.

Ambos países tienen en común que no tienen acceso a información bancaria, lo que permite esconder los flujos de capital, explicó Abelardo Medina, del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales.

Los datos de la investigación salen a luz pocos días después de que la Intendencia de Verificación Especial reportó que hubo Q818 millones en transacciones de posible lavado en el primer trimestre.

Se espera que hoy trasciendan más documentos de connacionales.

Marllory Chacón y Roxana Baldetti

“La conocí en una cosa de uñas”

Prensa Libre entrevistó a Marllory Chacón Rossell en mayo del 2014. En una conversación telefónica, afirmó que se encontraba de vacaciones con su hija, en París, Francia.

En esa ocasión desmintió su relación con la ex vicepresidenta Roxana Baldetti. “La conocí una vez en una cosa de uñas; pero nada más. De ahí no tengo relación con ella”, manifestó.

“No tenemos confirmado todavía esto. A mí lo que me trasladaron es que ella se había entregado en Miami voluntariamente; es la información que yo tengo, pero aún no la tengo confirmada”, añadió el entonces presidente Otto Pérez Molina, y aseguró que el Gobierno no proporcionó información para facilitar su captura.

En esa fecha, Chacón negó los rumores de su  captura.  “En noviembre tengo mi audiencia en la Oficina de Control de Bienes en el Extranjero (Ofac), y espero que termine todo esto. Ya mi hija y esposo  salieron; eso es por fases”, dijo.

Responsabilizó al empresario Peter Zimery de los señalamientos. “Yo fui inversionista y fiadora de él en la venta de unas acciones de la empresa de energía eléctrica”, expresó entonces.