Advierten de que coronavirus puede mutar para propagarse más fácil; suben a nueve los muertos en China

El número de víctimas fatales por el nuevo coronavirus aumentó el miércoles a nueve personas en China, donde las autoridades sanitarias advirtieron que podría “mutar” y propagarse aún más fácilmente.

Archivado en:

ChinaCoronavirus
Autoridades de salud chinas advierten de tomar serias medidas para contrarrestar la propagación del coronavirus. (Foto Prensa Libre: EFE)
Autoridades de salud chinas advierten de tomar serias medidas para contrarrestar la propagación del coronavirus. (Foto Prensa Libre: EFE)

El viceministro de la Comisión Nacional de Salud de China, Li Bin, anunció que el coronavirus ya había sido diagnosticado en más de 400 personas, en un claro agravamiento del cuadro en días recientes.

Este coronavirus genera una viva preocupación por su similitud con el Síndrome Respiratorio Agudo Severo (SRAS), que mató casi 650 personas en toda la región en 2002-2003.

Los casos ya se registraron en varias regiones de China, incluidas las megaciudades de Pekín y Shanghái.

Las preocupaciones se agudizan ahora ante la proximidad de las festividades y vacaciones por el Año Nuevo Lunar, cuando tradicionalmente centenas de millones de chinos viajan para visitar sus familias.

Riesgo de mutación

En una conferencia de prensa, el viceministro Li transmitió un llamado del presidente, Xi Jinping, a “detener” la epidemia, y relató algunas de las medidas urgentes a ser adoptadas.

Entre las medidas se incluye la desinfección y ventilación de aeropuertos, estaciones y centros comerciales. Los detectores de temperatura también podrían instalarse en sitios concurridos, dijo.

Un comité de urgencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS) se reúne este miércoles para determinar si declara una “emergencia de salud pública de interés internacional”.

Hasta ahora, la OMS había utilizado este término solamente en casos de epidemias que requieren una respuesta internacional vigorosa, incluida la gripe porcina H1N1 en 2009, el virus Zika en 2016 y la fiebre del Ébola, que devastó parte de África occidental de 2014 a 2016 y la RDC desde 2018.

El nuevo coronavirus fue identificado originalmente en la ciudad china de Wuhan, pero ya se registraron casos en Japón, Corea del Sur, Tailandia y Taiwán. Estados Unidos confirmó el martes el primer caso verificado en su territorio.

En el caso estadounidense, se trata de un hombre de unos 30 años, que llegó el 15 de enero a Seattle, en el noroeste del país.

El enfermo no visitó ninguno de los mercados de Wuhan, apuntados como el origen del coronavirus, pero sí viajó a esa región, informaron las autoridades sanitarias.

Su estado de salud es bueno, pero fue hospitalizado por precaución y permanecerá en cuarentena durante al menos 48 horas.

“Prevemos otros casos en Estados Unidos y en el mundo”, avisó Nancy Messonnier, directora del departamento de enfermedades respiratorias de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC).

Contenido relacionado

> Con este quiosco el MSPAS esperar dar las primeras respuestas ante la alerta por el coronavirus

> Qué se sabe sobre el coronavirus detectado en China y otros países que ya ha afectado a cientos de personas

> “Los contagios aumentarán”: China confirma que la neumonía de Wuhan puede transmitirse entre humanos