¿Qué tan “poderosas” fueron las pruebas nucleares que Corea del Norte hizo en el campo que desmantelará?

 Corea del Norte desmantelará su campo de pruebas nucleares, antes de la histórica cumbre con Estados Unidos, y para ello aseguró  que volará sus túneles durante una “ceremonia” que contará con medios extranjeros como invitados.

Imagen de Kim Jong-Un junto una bomba de hidrógeno, tomada en septiembre de 2017. (Foto Prensa Libre: EFE)
Imagen de Kim Jong-Un junto una bomba de hidrógeno, tomada en septiembre de 2017. (Foto Prensa Libre: EFE)

“Está prevista una ceremonia para desmantelar la instalación de ensayos nucleares entre el 23 y el 25 de mayo, en función de las condiciones meteorológicas”, dijo la agencia estatal KCNA, citando un comunicado del ministerio norcoreano de Exteriores.

Pyongyang está “adoptando medidas técnicas para desmantelar el terreno de pruebas nucleares septentrional de la RPDC (República Popular Democrática de Corea, nombre oficial del Norte) para garantizar la transparencia de la interrupción de pruebas”, indica el Ministerio norcoreano de Exteriores en un comunicado recogido por la agencia.

Durante la cumbre histórica del 27 de abril entre el Norte y el Sur, el líder norcoreano Kim Jong Un ya había propuesto cerrar en mayo las únicas instalaciones de ensayos nucleares conocidas en el país, las de Punggye-ri, cerca de la frontera con China.

Ese departamento explica el proceso a seguir para desmantelar las instalaciones, que incluirá derrumbar los túneles con una explosión, bloquear “por completo” las entradas y eliminar todas las instalaciones de observación, centros de investigación y estructuras de unidades de guardia en el terreno.

“Paralelamente al desmantelamiento del terreno de test nucleares, se retirarán los guardias e investigadores y el área circundante será completamente clausurada”, detalla el texto.

Lea más: ¿Cómo es el avión, el bote y el tren que Kim Jon-un utiliza para viajar?

Corea del Norte tiene previsto permitir que tanto la prensa local como periodistas de China, Rusia, Estados Unidos, el Reino Unido y Corea del Sur realicen una cobertura sobre el terreno “para mostrar de manera transparente el desmantelamiento”.
Esta limitación de naciones responde al “espacio reducido del terreno de pruebas”, indica Exteriores y puntualiza que las fechas previstas para el desmantelamiento podrían variar “en función de las condiciones climáticas”.

Pyongyang añade que en el futuro tiene intención de promover el contacto “estrecho” y el diálogo con los países vecinos y la comunidad internacional, con el fin de “salvaguardar la paz y la estabilidad en la península de Corea y en todo el mundo”.

Sin embargo, los escépticos advierten que Pyongyang todavía tiene que hacer un compromiso público para entregar su arsenal, que incluye misiles capaces de alcanzar Estados Unidos. Washington está buscando la “completa, verificable e irreversible desnuclearización” del Norte.

Imagen satelital de Punggye-ri, campo que fue utilizado por Corea del Norte para llevar a cabo pruebas nucleares. (Foto Prensa Libre: Google Earth)

Pruebas de alto poder

Punggye-ri ha acogido los seis ensayos nucleares del Norte. El último, y de lejos el más poderoso, ocurrió en septiembre del año pasado. Pyongyang dijo en esa ocasión que se había utilizado una bomba H.

En ese “experimento”, específicamente el 3 de septiembre, fue detectado un movimiento sísmico en Corea del Norte de magnitud 6.3.  Ocho minutos después, otro temblor fue sensible. La alarma creció cuando se dio a conocer que se trataba de una detonación que había sido, incluso,10 veces más potente que las que se venían practicando desde 2006.

Un nuevo estudio publicado en la revista Science mostró que esa explosión había sacudido el monte Mantap hasta 3.5 metros en el plano horizontal. Además, según investigadores de China, Alemania y Estados Unidos, la potencia de esa detonación fue equivalente a casi 16 bombas como las que EE.UU. lanzó en Horishima, en agosto de 1945. 

La zona, rodeada de altas montañas, está dentro de una montaña granítica de 1 mil metros de altura en Hamqyong del Norte, una provincia del noreste del país, fronteriza con China.

Su existencia fue revelada en octubre 2006 con el primer ensayo nuclear norcoreano, cuando dirigía el país Kim Jong Il, el padre del líder actual. Desde entonces está vigilada por satélites.

Sobre el desmantelamiento, algunos expertos creen que se trata de una concesión para dar buena imagen y que en realidad la zona ya no puede albergar nuevos ensayos nucleares porque está muy degradada.

Según sismólogos chinos citados en abril por la universidad de ciencia y tecnología de China, el último ensayo provocó el derrumbe de rocas dentro de la montaña.

*Con información de El País

Contenido relacionado

> Así fue la potente prueba nuclear que EE.UU. realizó durante la Guerra Fría y que eran “secretas”
> ¿Sabe cómo se refugiaría el presidente estadounidense en caso de un ataque nuclear?
> El plan de radiofusión que la BBC llevaría a cabo en caso de un ataque nuclear en el Reino Unido