Famosos que se suicidaron tras sufrir depresión

Después del suicidio del actor Kristoff St. John, quien interpretó a Neil Winter en la serie de CBS The Young and The Restless por 27 años se vuelve a hacer evidente que las estrellas del cine, la música y la televisión son propensos a la depresión, como cualquier otra persona.

Estrellas de la música y la pantalla grande han terminado con su vida de forma prematura a causa de la depresión. (Foto Prensa Libre: YouTube)
Estrellas de la música y la pantalla grande han terminado con su vida de forma prematura a causa de la depresión. (Foto Prensa Libre: YouTube)

Muchos creerían que si se tiene dinero y fama, la vida es perfecta, pero ambos factores no hacen a las personas invulnerables psicológicamente. Es por ello que la forma en la que se presentan las estrellas mientras están frente a las cámaras no necesariamente es el reflejo de cómo se sienten realmente. Muchos se sumergen en la depresión, que suele ser acompañada por drogas y el exceso del alcohol.

Acorde a la psicóloga Floribel Rosales, muchas veces la depresión no es visible para el entorno de quien la padece y los síntomas varían de persona a persona. Además explica que las causas del padecimiento también son amplias pero el estrés postraumático ante un hecho, los problemas económicos, laborales, sentimentales, familiares suelen ser las más comunes.

“Hay personas que están rodeadas de mucha gente, pero se siguen sintiendo vacías y solas. Los artistas están bajo presión constantemente y su carrera no les permite errores porque sus fallos siempre se volverán públicos. Existen casos de personajes de la farándula que han padecido cansancio crónico y aún así atienden giras, demandando de su cuerpo mucho esfuerzo para seguir adelante”, expresa Rosales.

La muerte prematura causada por la depresión de varios famosos han tomado al público por sorpresa. Aquí recordaremos cinco de los casos más impactantes:

1. Robin Williams

Ante las cámaras el actor que interpretó papeles claves en Papá por siempre, Jumanji y La sociedad de los poetas muertos se mostraba con su característico sentido del humor todo el tiempo, pero a los 63 años, en agosto de 2014, se quitó la vida.

Fue en ese momento cuando se hizo de conocimiento público que sufría de depresión tras ser diagnosticado con Parkinson. Además, el periodista del New York Times Dave Itzkoff publicó una biografía del actor en la que revela también que Williams se sentía agobiado porque después de obtener múltiples premios y papeles estelares, su carrera declinó mucho en los últimos años, afectando su economía, además de que había pasado por dos divorcios previos a su relación con Susan Schneider.

La filmografía de Robin Williams está compuesta por más de 40 filmes en lo que se desenvolvió principalmente en papeles cómicos. (Foto Prensa Libre: YouTube)

2. Mac Miller

En 2011 lanzó su álbum debut Blue Slide Park y alcanzó las posiciones más altas de los tops musicales.  En 2013 creó su propio sello discográfico, REMember Music, y ese mismo año publicó Watching Movies with the Sound Off.

Realizó colaboraciones con su ex pareja Ariana Grande, Wiz Khalifa, Chris Webby y más. Y pese a su corta carrera realizó 6 álbumes de estudio en la cartera y 11 mixtapes, y es considerado uno de los mejores exponentes de rap.

Miller falleció en su casa de San Fernando Valley, California a causa de una sobredosis considerada como accidental en septiembre de 2018. Sin embargo, un mes antes dio una entrevista a la revista Vulture en la que hablaba de su depresión. “No quiero estar deprimido. Quiero poder tener días buenos y días malos”, expresó.

Tres meses de su fallecimiento se lanzaron a la luz dos canciones inéditas que grabó para Spotify, Dunno, tema que originalmente forma parte de su último disco de estudio Swimming y Nothing from nothing, un cover del tema que el músico de soul Billy Preston lanzó en 1974.

3. Amy Winehouse

Esta cantante y compositora británica tenía una voz increíble y profunda que combinaba a la perfección con el jazz, R&B y soul. Lanzó los discos Frank (2004) y Back To Black (2006) y fue reconocida con varios premios en la industria de la música como los Grammy y los MTV Europe Music Awards.

Se sabe que la cantante sufrió de bulimia y depresión en su adolescencia. Y a los 27 años, el 23 de julio del 2011, fue encontrada muerta en su apartamento de Londres, a causa de un “síndrome de abstinencia” provocado por sus múltiples adicciones a las drogas y el alcohol.

Este problema ocasionó que ella opacara su talento sobre el escenario, convirtiendo sus buenas presentaciones en situaciones deplorables, en las que su público incluso llegó a abuchearla.

4. Philip Seymour Hoffman

Reconocido como una de las estrellas más grandes de la industria cinematográfica estadounidense, Hoffman formó parte del elenco de Capote, El hombre más buscado, La duda y Los juegos del hambre: sinsajo y en llamas.

Se sabe que tuvo problemas con el alcohol y las drogas desde joven, lo que lo llevó a rehabilitación por primera vez a los 22 años. Tras una lucha continua contra sus adicciones, el 2 de febrero de 2014 perdió la vida por una sobredosis de heroína, cocaína, anfetamina y tranquilizantes. Fue encontrado en el baño de su apartamento, en Manhattan.

En 2006 el actor fue reconocido con el Óscar al mejor actor por su papel en Capote. (Foto Prensa Libre: A-Line Pictures)

5. Alexander McQueen

Considerado como un genio dentro del mundo de la moda, este diseñador británico dejó un enorme legado.

Alexander mostró interés por la moda desde pequeño. Dejó los estudios a los dieciséis años, entró a trabajar como aprendiz en la sastrería Anderson & Sheppard y después viajó a Milán para desenvolverse bajo la guía del diseñador Romeo Gili. Finalmente se matriculó en un postgrado de moda en Central Saint Martins que terminó en 1992 y cuyo proyecto final fue una colección basada en Jack El Destripador. Cinco años después hizo su debut como director creativo de Givenchy con la colección primavera/verano y continuó con su carrera para convertirse en uno de los diseñadores más influyentes del siglo XXI.

Sin embargo, tras varios intentos de suicidio, McQueen ingirió un cóctel de cocaína y pastillas, y se ahorcó en febrero de 2010 a los 40 años, poco tiempo después de que su madre falleciera. En una entrevista con el diario The Times, Janet McQueen explicó que cuatro años antes de suicidarse su hermano le dijo que su primer esposo abusó de él en repetidas ocasiones desde que cumplió nueve años en adelante, hecho que lo marcó para siempre.

Después de su muerte, el trabajo del diseñador se reunió en la exposición Alexander McQueen: Savage Beauty, en el museo Victoria & Albert de Londres y en 2018 se lanzó un documental sobre su vida.

En 2018 se lanzó un documental titulado “McQueen” que retrata la historia del diseñador de moda, desde sus orígenes hasta los momentos cúspides de su carrera. (Foto Prensa Libre: YouTube)

Contenido relacionado:

>Las coincidencias de las muertes de Chester Bennington y Chris Cornell
>El discurso de Eddie Vedder dedicado a Chris Cornell
>Acusan a Instagram de promover el suicidio infantil y esta es su respuesta 

0