Conocer sobre la desnutrición crónica es el primer paso

La desnutrición crónica afecta a uno de cada dos niños guatemaltecos, una cifra que es mayor en la provincia pues en algunos departamentos, de 10 menores de 5 años ocho están afectados con este padecimiento.

Varias organizaciones se sumaron a la iniciativa Nútreme que busca informar sobre la desnutrición crónica. (Fotos Prensa Libre: Esbin García)
Varias organizaciones se sumaron a la iniciativa Nútreme que busca informar sobre la desnutrición crónica. (Fotos Prensa Libre: Esbin García)

El problema, derivado de causas estructurales que incluyen pobreza, falta de acceso a servicios básicos y al que se suma el cambio climático, todavía es desconocido por algunos guatemaltecos, por eso se lanzó este 12 de septiembre el proyecto Nútreme.

El proyecto busca generar acciones a largo plazo y como primer paso se espera crear conciencia, empatía y positivismo en la sociedad guatemalteca a través de una campaña de concienciación e información que llama a “quitarse la venda” y reconocer que en el país existe el problema.

Para la reducción de la desnutrición crónica es necesaria la participación y colaboración de personas que den importancia al tema y que lo pongan como de interés público nacional. “La priorización es el primer paso para convertir la erradicación de la desnutrición crónica infantil en una política de Estado”, señala Alfonso Bosch, vocero de Nútreme.

Quienes impulsan el proyecto Nútreme se basaron en acciones que otros países que han reducido sus niveles de desnutrición crónica implementaron:

  • Compromiso político al más alto nivel
  • Enfoque multisectorial con intervenciones basadas en la evidencia
  • Participación del Ministerio de Finanzas, asignando un presupuesto por resultados
  • Participación de los gobiernos locales para sistemas de agua potable
  • Estrategias de comunicación para priorizar el problema

Crear consciencia

En marzo de este año, Nútreme realizó una encuesta representativa en el país sobre la priorización de los problemas, los resultados indicaron que, pese a la influencia de la desnutrición crónica en el desarrollo de la nación, el problema ni siquiera figuró en las primeras 12 prioridades.

Según el Fondo de las Naciones Unidas para la infancia (Unicef), aunque Guatemala es un país de ingresos medios y rico en recursos naturales, esas cifras esconden una realidad que disminuye las posibilidades de desarrollo del país: “las desigualdades sociales y económicas que condenan a gran parte de la infancia del país a una vida limitada por los efectos de la malnutrición”.

Lea también: Combate a desnutrición no mejorará con el ritmo actual de intervención gubernamental, según Usaid y Asíes

La pobreza y las dificultades de acceso a una educación y la salud son muestras claras de las consecuencias de la desnutrición crónica, pero a la vez se convierten en sus causas, por lo que la niñez guatemalteca vive en un círculo que cada vez limita más las posibilidades de su desarrollo y, en consecuencia, de toda la población, indica Unicef.

Para los integrantes del proyecto Nútreme es importante sentar las bases de la comunicación e información en torno a la desnutrición crónica y así, cuando todos estén informados, poder proponer la solución a este problema.

“Es importante quitarse la venda de los ojos y tomar conciencia que uno de cada dos niños sufre de desnutrición crónica en Guatemala, que es un problema de país y que no solo ocurre en los departamentos”, indicó Bosch.

Se sumaron

Durante el lanzamiento del proyecto Nútreme varias entidades privadas se sumaron para apoyar a difundir información sobre la desnutrición crónica, entre estas Agexport, Fundesa, Empresarios por la Educación, TulaSalud y otras.

Además, Carlos Carrera, representante de Unicef en Guatemala, dijo que esta es una iniciativa innovadora que provocará la movilización social.

Lea también: Vicepresidente reconoce incumplimiento de reducción de la desnutrición crónica

“Consideramos que es imprescindible un esfuerzo coordinado para hacer frente a este gran reto. La desnutrición crónica es el mayor flagelo del país e impedimento para el desarrollo sostenible y la inclusión”.

Carrera afirmó que este es un flagelo que afecta a la generación más grande de niños y adolescentes del país y que por lo tanto “es urgente, es una obligación y una responsabilidad”, atender el problema.

Philip Wilson, creador de Ecofiltro, indicó que tienen presencia en cinco mil escuelas donde darán charlas sobre la desnutrición crónica. “Ecofiltro se suma y nos quitamos la venda, vamos a dar charlas de 15 minutos en las cinco mil escuelas donde tenemos presencia”, indicó.

De parte de Empresarios por la Educación, Verónica Spross afirmó que el combate a la desnutrición crónica es importante para el desarrollo y progreso de los niños en edad escolar.

“Estamos apostando a la estimulación temprana y la educación en la primera infancia para lograr que los niños tengan las condiciones básicas y poder aprender”, indicó.

A la iniciativa se sumó el representante de la Facultad de Medicina de la Universidad de San Carlos, Mario Gálvez, quien dijo que tienen un programa en los 240 municipios del país con el programa del Ejercicio Profesional Supervisado, el cual se sumará a la iniciativa para hacer intervenciones para la reducción de la desnutrición crónica.

Lea también: Nueva herramienta evidencia poca coordinación en los esfuerzos contra la desnutrición crónica

El papel del Estado

Esta iniciativa no deja de lado el papel que debe jugar el gobierno en el combate a la desnutrición crónica. Según Bosh, es aquí en donde se manejan las políticas públicas y el financiamiento, así como la capacidad de las intervenciones, sobre todo en la provincia

“Es imperativo que el gobierno haga su parte, porque sin ellos este problema no se va a resolver. Ellos tienen los recursos para poder dar un buen primer nivel de atención y educar a los padres”, dijo el vocero de Nútreme.

Los gobiernos locales, además, deben resolver problemas de agua y saneamiento y trabajar de forma coordinada con el gobierno central.

En el lanzamiento del proyecto estuvo presente el ministro de Salud designado por el gobierno electo, Hugo Monroy, quien afirmó que desde esa cartera se tomará la coordinación del combate a la desnutrición crónica y que esta es una de las prioridades del nuevo gobierno.

Además, Monroy aseguró que llevan tres años de preparación en el tema, por lo que no llegan a improvisar y afirmó que una de las causas del “fracaso” de los gobiernos anteriores es que no se han hecho acciones coordinadas.

“Nútreme es uno de los programas que vamos a apoyar, nosotros vamos a tomar la rectoría de la salud pública, cosa que no se ha hecho en muchos años. Ya hemos estado en pláticas con entidades nacionales e iniciativa privada para unir esfuerzos y combatir este problema”, indicó el ministro designado.

Para informarse sobre la desnutrición crónica o la iniciativa Nútreme, puede ingresar a la página www.nutreme.org.

Contenido relacionado

Candidatos a la vicepresidencia ofrecen continuar con programas sociales

“Hay que humanizar la desnutrición, detrás de cada estadística hay un ser humano”

Colocan la primera piedra para capacitar a mujeres y niños en el caserío Chivoc

1

Maria Valladares Hace 2 meses

Hola, buenas noches Andrea. Como parte de proyecto de graduación estoy tratando el tema de la desnutrición infantil y quisiera poder tener la oportunidad de hablar con usted ya que sabe mucho del tema y lo ha estado siguiendo por bastante tiempo.