Familia rusa no enfrentará juicio, ordena una Sala de Apelaciones

Igor Vladimirovich Bitkov y su familia, detenidos en el país en el año 2015, no enfrentarán un juicio por uso de documentos falsificados y otros delitos, resolvió la Sala Tercera de Apelaciones.

María Irina Vyacheslavovna Bitkova y Anastasia Bitkova, captadas en una celda de la Torre de Tribunales en enero del 2015. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
María Irina Vyacheslavovna Bitkova y Anastasia Bitkova, captadas en una celda de la Torre de Tribunales en enero del 2015. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

La Sala anuló de decisión de la jueza de Mayor Riesgo D, Éricka Aifán, que envió a juicio a Anastasia Bitkova, de 27 años; su madre, María Irina Vyacheslavovna Bitkova; y su padre, Igo. El Ministerio Público les imputa uso de documentos falsificados y usurpación de estado civil.


Los magistrados que integran la Sala Tercera de Apelaciones, Jaime González, Beyla Estrada y Zonia Santigo, ordenaron a la jueza Aifán redactar una nueva resolución.

La Sala resolvió que al ser Guatemala signataria del Protocolo Contra el Tráfico Ilícito de Migrantes por Tierra, Mar y Aire de las Naciones Unidas, se debió contemplar lo establecido en ese documento en el caso de los rusos.

El artículo 5, del protocolo en el caso de la responsabilidad penal de los migrantes dice: “Los migrantes no estarán sujetos a enjuiciamiento penal con arreglo al presente Protocolo por el hecho de haber sido objeto de alguna de las conductas enunciadas en el artículo 6 del presente Protocolo”.

El caso de los rusos

El Ministerio Público informó que los rusos Igor Vladimirovich Bitkov, Irina Viaches- lavovna Bitkova y su hija Anastasia Bitkova ingresaron en el país en el 2009.

Los tres obtuvieron documentos guatemaltecos por medio de una red que funcionaba en el Registro Nacional de las Personas y la Dirección General de Migración, cuyos tentáculos aún investiga la Fiscalía.

Con la nacionalidad guatemalteca, Vladimirovich Bitkov se hacía llamar Gregorio Igor Benítez García, y los primeros registros que la Superintendencia de Administración Tributaria envió al Ministerio de Finanzas se dieron el 10 de junio del 2009. En esa fecha usó el número de identificación tributaria 6574885-9.

Viacheslavovna Bitkova usó el nombre de María Irina Rodríguez Germanis, y con los documentos guatemaltecos se casaron y constituyeron varias empresas, según informó la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala.
Las pesquisas detallan que los tres ciudadanos rusos huyeron de su país, donde son investigados por supuestamente haber estafado a un banco local por 200 millones de rublos rusos —unos US$6 millones—.

La Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala, el Renap y el banco ruso VTB Bank, S. A., son querellantes en el proceso.