Líos en bloques crean tensión en el Congreso

La lucha de poder en las bancadas legislativas ha creado un ambiente tenso en el Congreso, que va desde  dimes y diretes entre corrillos hasta la imposibilidad de lograr acuerdos concretos para impulsar una agenda coordinada.

La lucha de poder en las bancadas legislativas ha creado un ambiente tenso en el Congreso. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
La lucha de poder en las bancadas legislativas ha creado un ambiente tenso en el Congreso. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Los problemas se evidenciaron con mayor fuerza en la bancada del  oficialista Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación), en la que un grupo de diputados criticó precisamente la falta de convergencia  de criterios.

La situación llevó a que el Ejecutivo convocara a una reunión, el pasado jueves, en la Casa Presidencial, a la cual no fue invitada Sandra Patricia Sandoval, por ser una de las diputadas que están molestas. Al respecto, el jefe de ese bloque, Javier Hernández, de manera cortante y esquiva respondió que tiene derecho a convocar a quien le parezca conveniente.

La nueva lucha interna en el partido de gobierno tendría su origen en la asignación de puestos claves en la Junta
Directiva y la jefatura de la bancada. Sin embargo, Hernández aseguró que su intención es mantener la unidad, pese a que la mayor crítica ha sido la falta de una agenda y de iniciativa de los directivos.

FCN-Nación no es el único partido con problemas. La Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) también está dividida. La lucha de poder y el temperamento del presidente del Congreso, Mario Taracena, habrían causado las disputas.

Los procesos de antejuicio contra varios legisladores y dirigentes  han hecho lo suyo. En Todos se han dividido porque, con dos congresistas señalados, ha surgido un ala que pide que se retire del bloque a esos legisladores y la otra los defiende.

El Movimiento Reformador (MR) no es ajeno a ese problema, pues además de tener dos congresistas antejuiciados, su ex candidato presidencial Alejandro Sinibaldi está prófugo, situación que los habría dejado sin rumbo.

Reuniones dispersas

La lucha de poder hizo que FCN-Nación intentara ganar terreno con la convocatoria a reuniones fuera del Congreso, pero ya le llevaba la delantera Taracena, quien había convocado a los bloques mayoritarios, en busca de aliados.
Al principio, FCN-Nación contó con el apoyo de Alianza Ciudadana, pero la falta de agenda provocó que lo dejara y buscara al MR. Las bancadas minoritarias, al verse excluidas, se unieron para ser tomadas en cuenta.

Esa dispersión ha generado que el Congreso no logre  una agenda viable. Los que se reúnen con Taracena defienden sus propuestas en la instancia de jefes de bloques y los demás intentan incluir sus propuestas; la mayoría de veces sin éxito.

La elección de la Junta Directiva para el próximo año es otro de los puntos en discordia. Muchos nombres se proponen, otros se dan por hecho y aunque dicen que aún no es el momento, los diputados no dejan de hablar del asunto ni de buscar ser seleccionados.

Convocados

Los jefes de bloques fueron invitados por el Ejecutivo para reunirse con Jimmy Morales hoy, a las 17.30 horas, en la Casa Presidencial. No les dieron detalles, pero algunos recibieron el llamado entre duda y sorpresa.

Bloques en disputa

Algunas bancadas iniciaron también los procesos de asambleas para elegir a sus directivos internos.

  • UNE

La Unidad Nacional de la Esperanza en la actualidad está integrada por 31 diputados. Contra dos de estos existe solicitud para que se les retire el antejuicio y uno más renunció debido a la misma situación. Se les vinculó con la creación de plazas fantasma. Ya iniciaron el proceso de asambleas.

Orlando Blanco, jefe de la UNE, aseguró: “No puedo decir que no hay problemas, pero tampoco puedo decir que los hay. Es normal que en los bloques y agrupaciones políticas haya diferentes puntos de vista”.
Negó que se hable de la elección de la directiva o de la reelección de Taracena.

  • FCN-Nación

El rente de Convergencia Nacional es la bancada mayoritaria, con 37 diputados, pese a que se inició con 11. Su división se hizo más evidente durante las últimas semanas; sin embargo, se ha hablado de eso desde que recibieron tránsfugas. Tienen ocho antejuiciados por discriminación.

El jefe de FCN-Nación, Javier Hernández, se negó a hablar de los problemas internos, pero aseguró: “Espero resolverlo. Eso es lo que yo esperaría, de tal manera de no encontrar discrepancias dentro de la bancada. Yo creo que mi responsabilidad es unificar el bloque y que no haya problemas”.

  • Todos

Bancada Todos, con 17 congresistas logró un espacio en la junta directiva de este año, gracias a una alianza con la UNE. La tensión en su bloque se inició por las líneas políticas a lo interno. Unas responden al exdiputado Roberto Alejos y otras a una nueva línea. Tiene dos congresistas antejuiciados.

Felipe Alejos, diputado y secretario general de la bancada Todos, reconoció que hubo discrepancia cuando se solicitó antejuicio contra Cristhian Boussinot, pero aseguró que es un problema resuelto y que su bloque es de los más cohesionados. “Votamos juntos, llegamos temprano, estamos bien”, aseguró.
MR
El Movimiento Reformador aunque no fue electo en las urnas y se integró con diputados tránsfugas, el MR, con 20 congresistas, se logró posicionar gracias a una alianza con la UNE. Tiene dos diputados con solicitud de que se les retire la inmunidad, por plazas fantasma.

Dolores Beltrán, subjefa del MR, aseguró que, a pesar de que todos los diputados que integran ese bloque tienen su propia manera de pensar, han logrado unir esas diferencias para trabajar en conjunto y aseguró que siguen su labor política sin dificultades.