Los gatos son animales de costumbres

Sí la mascota se acostumbra a un tipo determinado o a una marca de arena o piedritas, cambiarlas puede ser un problema.

Publicado el

Archivado en:

GatoMi Mascota
Los gatos son animales de costumbre
Los gatos comparten algunas costumbres con los humanos: no les gusta comer cerca de su "cuarto de baño". Foto Prensa Libre: Ina Fassbender/dpa

Los gatos, en algunas cosas, se parecen a los humanos. Por ejemplo, no les gusta en absoluto que el sitio en donde hacen sus necesidades esté cerca de donde comen. Es más, si su “cuarto de baño” estuviese mal ubicado, incluso podrían negarse a utilizarlo, indican algunas páginas especializadas.

¿Dónde ponerlo entonces? La sala de estar tampoco es un buen lugar, porque a los gatitos tampoco les gusta que haya mucho ruido alrededor, ni tener la sensación de que están siendo observados. Es decir que, al final de cuentas, el sitio ideal es algún ambiente en el que no haya demasiado movimiento y que al mismo tiempo sea de fácil acceso para ellos. Los especialistas recomiendan elegir, por ejemplo, un trastero o lavadero dentro de la casa, algún sitio similar, apartado.

Existe además otra máxima a respetar si en la casa convive más de un gato: x gatos = x + 1 sitios para que hagan sus necesidades. Porque no a todos los gatos les gusta compartir ese lugar tan especial. Algunos pueden llegar a no hacer ninguna necesidad si el sitio fue utilizado por alguno de sus congéneres. Por eso, lo ideal es colocar cada “baño” en un ambiente diferente.

Los felinos son mascotas de costumbres, y también lo manifiestan a través de las cosas que utilizan. Un buen ejemplo es la arena para gatos o piedritas. Si se acostumbran a un tipo determinado o a una marca de arena o piedritas, cambiarlas puede ser un problema.

Si sus amos desean cambiarlas de todos modos por alguna razón, es recomendable que lo hagan poco a poco, mezclando la arena o piedritas nuevas con las viejas para que sus mascotas se habitúen paulatinamente a la nueva consistencia.