Otto Pérez Molina será operado por problemas del corazón

César Calderón, abogado defensor del expresidente Otto Pérez Molina, confirmó que el próximo 4 de septiembre el exmandatario será intervenido quirúrgicamente para tratar una afección en el corazón.

El expresidente Otto Pérez Molina tiene implantado un cardiodesfibrilador cuyo funcionamiento ha sido monitoreado por personal del Inacif. (Foto HemerotecaPL)
El expresidente Otto Pérez Molina tiene implantado un cardiodesfibrilador cuyo funcionamiento ha sido monitoreado por personal del Inacif. (Foto HemerotecaPL)

Pérez Molina, que actualmente se encuentra internado en el Hospital Militar, será trasladado a un hospital privado en la zona 13, según explicó Calderón. “Hemos pedido que sea trasladado a un hospital que tiene la capacidad para realizarle la operación”, dijo el defensor.


La intervención aún debe ser autorizada por el Juez de Mayor Riesgo B, Miguel Ángel Gálvez, no obstante, el defensor expresó sentirse confiando de recibir la autorización del togado. “No puede pasar mucho tiempo, porque en este momento se encuentra desprotegido -Pérez Molina-”, finalizó.

Al expresidente le será implantado un dispositivo denominado cardiodesfibrilador, que puede llegar a tener un valor de Q270 mil, según estimó Calderón. Ofrece a los pacientes la posibilidad de llevar un estilo de vida normal.

Lea también: Así funciona el dispositivo que le ayuda a Otto Pérez Molina a mantener el ritmo cardíaco

Antecedentes

Desde el 8 de agosto el expresidente fue trasladado al Centro Médico Militar debido a una complicación cardiaca que padeció mientras guardaba prisión preventiva en la cárcel Mariscal Zavala.

Pérez Molina sufre de problemas del corazón desde hace varios años, sin embargo, recibió un golpe en el pecho cuando practicaba deporte, el cual le causó una complicación y fue evaluado por médicos del centro de detención que ordenaron su traslado.

Lea también: Otto Pérez debe seguir hospitalizado, recomiendan médicos del Inacif

En aquella ocasión Calderón indicó que el exmandatario tiene un cardiodesfibrilador que le habían colocado en el 2004, cuando padeció el primer incidente.

Según el abogado, el dispositivo tiene capacidad para efectuar seis descargas, de las cuales se registraron cuatro, cuando llegó al máximo de potencia. Por esta razón se hizo necesario implantarle un nuevo aparato al expresidente.

Pérez Molina enfrente varios procesos penales entre los que destaca el caso La Línea y el caso Cooptación de Estado.

Contenido relacionado

>Envían a debate al hombre que asesinó a una colombiana 

>Sin definirse plan de seguridad para jueces y sus familias

>Localizan sin vida a empresario en la Plaza Berlín