La UNE denunciará a seis diputados, que considera traidores, por tres delitos

El partido político Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) separará a seis diputados, quienes votaron a favor de la planilla que resultó ganadora de la junta directiva del Congreso, promovida por el partido oficial Vamos, en lugar de permanecer con la propuesta del bloque.

Diputados Orlando Blanco, en conferencia de prensa, denuncia a congresistas de la UNE por traición. (Foto Prensa Libre: Byron García)
Diputados Orlando Blanco, en conferencia de prensa, denuncia a congresistas de la UNE por traición. (Foto Prensa Libre: Byron García)

En conferencia de prensa, Orlando Joaquín Blanco Lapola, diputado que ha dirigido la bancada de la UNE durante varios años, anunció la decisión de separa de bloque a los congresistas de esa agrupación que apoyaron a otro partido para obtener la presidencia de la junta directiva, puesto que disputaba el dirigente.

Blanco Lapola informó que comenzarán un proceso de separación de la bancada de los diputados Carlos Santiago Nájera Sagastume, Thelma Elizabeth Ramírez Retana, Édgar Raúl Reyes Lee, Juan ramón Rivas García, Luis Fernando Sanchinelly Palma y Francisco Vitelio Lam Ruano.

“La bancada no tolerará no solo actos actos de indisciplina sino de traición, traición que fue mediada por sobornos, tráfico de influencia y actos de corrupción. Estamos solicitando al tribunal de honor y disciplina que comience con el proceso de separación y expulsión de las personas, para sentar presedentes”, expresó Blanco Lapola.

De acuerdo con Blanco Lapola, los seis parlamentarios serán denunciados, penalmente, por cohecho pasivo, tráfico de influencias y asociación ilícita. “Sostuvieron reuniones con delegados de otros partidos políticos, que no es un delito, lo que no vamos a tolerar y no vamos a callar es que ayer -14 de enero-, en las oficinas del diputado Sanchinelli, fueron repartidos Q200 mil para cada uno de los diputados de la UNE que nos traicionaron con el voto en el hemiciclo”, refirió.

“Ese investigarse el origen de ese dinero, si el dinero es producto de la negociación que tuvieron. Nosotros tenemos entendido que algunos de ellos se reunieron con el Dr. Giammattei en los últimos días y no sabemos si de ahí viene esta situación”, dijo.

El parlamentario agregó que “corrió mucho dinero en la elección, no solo el caso de la UNE, incluso el diputado Felipe Alejos y Armando Castillo, repartieron dinero en oficinas del Congreso, incluso en el parqueo, para tener los votos. La junta directiva electa en el Congreso de la República es producto de un acuerdo mafioso”.

“Se comprometieron Q5 millones en obras para cada voto, a través de Covial, esa es una negociación que involucra al nuevo gobierno. Estaremos atentos para denunciar e identificar qué sucedió en esa negociación”, señaló Blanco Lapola.

Subrayó: “No puede ser que una junta directiva del Congreso le haya costado al pueblo de Guatemala más de Q400 millones de compromisos en obras para diputados en los próximos meses, nos parece un acto de corrupción que genera sombras sobre el Congreso, y su imagen ya desgastada, pero genera mala imagen al nuevo gobierno. Le pedimos al Dr. Giammattei que se aleje de esta situación o que aclare si avaló o no, porque las negociaciones se dieron”.

El congresista aseguró que en la decisión y expulsión de separar a los diputados no está involucrada Sandra Torres, excandidata presidencial del partido, pues está dedicada a resolver su situación personal -proceso penal-.

Sobre los señalamientos de que Torres habría negociado con Alejos los votos de la UNE, Blanco Lapola aseveró que se trata de comentarios que buscan “desestabilizar al partido”. También desmintió que haya habido acuerdos con el expresidente Jimmy Morales para apoyar a Nadia Torres, hija de Sandra de Torres, en el Parlacen para que ella obtenga la presidencia de ese foro regional.

Se desliga

En el Ceremonial de Saludo del Ejército al presidente de la República, Gimmattei se refirió a la elección de la directiva del Legislativo. Indicó que respeta la separación de poderes y que no puede opinar porque es presidente del Ejecutivo, sino que son los diputados los que habrían negociado y algunos que quedaron “tienen prácticas poco adecuadas”.

Giammattei se reunió el 21 de diciembre con varios diputados electos en un hotel de la zona 9, en donde les presentó su propuesta legislativa. A la cita se vio llegar al entonces vicepresidente del Congreso, Felipe Alejos, del partido Todos, así como al jefe de bancada del partido Frente de Convergencia Nacional (FCN-Nación), Javier Hernández.

Ese día, Allan Rodríguez, diputado electo por Vamos, dijo que fueron invitados los representantes de todos los partidos con la intención de promover la unidad de los próximos congresistas para el beneficio del país.

Pelearán cargo

La UNE presentará un amparo en la Corte de Constitucionalidad en contra del Congreso de la República por la quinta secretaría otorgada al diputado Nájera Sagastume, pues el cargo le corresponde a la bancada, de acuerdo a la Ley Orgánica del Organismo Legislativo (LOOL). “Lo más seguro es que, terminado el proceso de separación, la UNE tenga que designar a un diputado en ese puesto para fiscalizar a la nueva junta directiva”, indicó.

Blanco Lapola explicó que hay dos formas de separación de la bancada: la voluntaria o la que hace el bloque y el diputado queda como independiente.

El artículo 47 de la LOOL, señala que “el diputado que renunciare, abandonare o fuere separado del bloque legislativo o partido que representa, conservará los derechos y prerrogativas que establece la Constitución Política de la República en forma individual”.

 

Contenido relacionado:

Alejandro Giammattei revertirá nombramientos diplomáticos hechos a última hora en Cancillería

Giammattei anuncia acuerdo con el ejército de Colombia para luchar contra el narcotráfico

Emiten órdenes de captura contra exfuncionarios que perdieron la inmunidad