Negociación por revivir transfuguismo fracasó por traición

Un grupo de diputados apoyó la reformas al Código Penal para cambiar el delito de financiamiento electoral ilícito, a cambio de que la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE) les apoyara con revivir el transfuguismo, sin embargo, el bloque de oposición incumplió el acuerdo. 

El 7 de noviembre de 2018, Delia Bac, de Alianza Ciudadana, afirmó que había un pacto con diputados de la UNE para revivir el transfuguismo a cambio de que les ayudaran a cambiar el artículo 407 N del Código Penal. (Foto Prensa Libre: Esbín García)
El 7 de noviembre de 2018, Delia Bac, de Alianza Ciudadana, afirmó que había un pacto con diputados de la UNE para revivir el transfuguismo a cambio de que les ayudaran a cambiar el artículo 407 N del Código Penal. (Foto Prensa Libre: Esbín García)

El miércoles durante la sesión plenaria donde se discutían las reformas electorales la diputada Delia Bac, de la bancada Alianza Ciudadana, en una acalorada intervención reveló que había un contubernio con la UNE para aprobar las reformas al artículo 407 N del Código Penal a cambio de modificar el artículo 205 Ter de la Ley Electoral, que les permite cambiarse de partido y conservar sus privilegios como diputados.
 


La modificación al delito de financiamiento electoral ilícito era del interés de la UNE porque su jefe de bancada, Orlando Blanco, está señalado en un proceso penal por ese motivo. 
 
Bac señaló a viva voz en el Hemiciclo a la UNE de haber incumplido el pacto, lo que representa problemas para los diputados tránsfugas.
 
“Les voy a decir una cosa: los diputados que honramos el 407 N —reformas al financiamiento electoral ilícito— tenemos palabra y somos de decir sí o no, pero no como ellos -la UNE- que les pasamos el 407 N y ahora se desmarcan”, afirmó Bac durante la sesión del pasado miércoles.
 
La diputada aunque se negó este jueves a ampliar los hechos denunciados durante la sesión sí dejó entrever que los diputados de la UNE los traicionaron. “No se debe ser hipócrita como ellos los son”, decía Bac durante la sesión del miércoles pasado.

Lea también: Reformas a la Ley Electoral no son prioridad en el Congreso

Las negociaciones

En corrillos parlamentarios este jueves se confirmó que desde hace varias semanas existían cabildeos para vincular directamente la aprobación de las reformas al artículo 407 N del Código Penal y el del 205 Ter de la Ley Electoral.
 
En principio los diputados tránsfugas utilizaron la estrategia de buscar uno a uno a cada diputado para pedirle su voto a favor del transfuguismo, pues en el futuro también podrían verse afectados.
 
Sin embargo, la estrategia no funcionó como esperaban, pues llevaba más tiempo del que estimaron y los plazos para buscar su reelección se agotaban, por lo que optaron por negociar su voto como una moneda de cambio, por otra ley que era del interés de varias bancadas.
 
Se negoció la reforma al artículo 407 N, pero ahora no se aprobará el cambio a la Ley Electoral.

Lea además: Entre críticas y protestas aprueban segundo debate el Presupuesto 2019

Evitan hablar

“Ayer las di —las declaraciones— hoy ya no, ya no tengo más saliva”, fue lo único que respondió la diputada Delia Bac este jueves, para evitar ahondar en los términos  y condiciones del pacto incumplido por la UNE, supuestamente. 
 
Mientras que Luis Hernández Azmitia, de la bancada Movimiento Reformador y ponente de la iniciativa que busca revivir el transfuguismo fue consultado sobre el acuerdo que se mencionó y respondió que: “hay muchos chismes que se dicen”.
 
“Yo soy ponente de la iniciativa que deroga el artículo 205 Ter porque a todas luces hay tres inconstitucionalidades”, señaló el congresista, quien evitó abordar el tema del pacto entre los tránsfugas y la UNE.
 
Azmitia dijo este jueves que denunciará al diputado Taracena, quien a juicio del congresista del Movimiento Reformador, es el culpable de los problemas que tienen los tránsfugas.

Lea más: Avanza propuesta de ley para reducir la prisión preventiva

Mario Taracena no se refirió a los señalamientos de Bac este jueves, pero sí lo hizo al final de la sesión del miércoles y señaló a la diputada de haber intentado sumarse a la bancada UNE y fue rechazada.  “Yo no puedo mencionar nada de ella -Delia Bac- porque me dicen que no le puedo decir nada, pero esa señora que usted mencionó, ahí estaba llorando en la UNE tratando de entrar, pero no puedo hablar de ella porque después me acusa”, afirmó el congresista.
 
Sobre la supuesta alianza de la UNE con los tránsfugas, Taracena respondió: “son terribles las cosas que dicen” y contrarrestó las declaraciones al decir que “eso es lo triste de ser tránsfuga”.
 
“Yo no me vendo como ellos, es gente que se está vendiendo y ya no quiero seguir señalando porque están histéricos”, concluyó.

Más señalamientos

Carlos Barreda, subjefe de la UNE, fue abordado para conocer su versión sobre las negociaciones que se señalan los diputados tránsfugas.

Lea además: Seis diputados discutirán presupuesto de la Usac
 
“Ellos querían negociar la Junta Directiva por el transfuguismo, esto es inaceptable y la UNE no lo va a aceptar. Amenazar que van a destruir la Ley Electoral es inaceptable y ayer —miércoles— dejamos clara nuestra posición, no vamos a aceptar ningún chantaje o extorsión”, respondió Barreda.
 
“No hubo ninguna negociación, más bien hubo un ofrecimiento de ellos de que nos dan la Junta Directiva si votamos el transfuguismo”, respondió el congresista.
 
Al recordarle las declaraciones que hizo Bac en el pleno Barreda dijo: “No hablamos con esa señora porque hasta denunciados nos tienen, hasta medidas cautelares tienen algunos diputados de la UNE, pero esa señora jamás va a volver a entrar al Congreso y qué bueno”.
 
El diputado Taracena este jueves aseguró que no hay consensos para seguir conociendo las reformas a la Ley Electoral y tomando como antecedente las discusiones del último miércoles, lo más probable es que la propuesta no se siga discutiendo. 

Contenido relacionado

> Proyecto de presupuesto de 2019 pasa en primer debate

> Cuestionan 10 rubros del presupuesto

> Cargo de Kamilo Rivera habría facilitado la fuga