Estados Unidos reanudará ayuda a Guatemala, El Salvador y Honduras

Trump ofreció que Estados Unidos aprobará asistencia específica para áreas de seguridad y aplicación de la ley en los tres países

Guatemala y Estados Unidos firmaron en julio un acuerdo para que nuestro país reciba a solicitantes de asilo de Honduras y El Salvador. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Guatemala y Estados Unidos firmaron en julio un acuerdo para que nuestro país reciba a solicitantes de asilo de Honduras y El Salvador. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

El Gobierno de Estados Unidos anunció este 16 de octubre que reanudará la ayuda a El Salvador, Guatemala y Honduras, con los que alcanzó en meses recientes acuerdos para limitar la inmigración indocumentada.

En un comunicado, el secretario de Estado, Mike Pompeo, dijo que informó al Congreso de su intención “de reanudar los fondos de asistencia extranjera de EE.UU. para El Salvador, Guatemala y Honduras”, después de que el presidente, Donald Trump, hubiera suspendido los recursos destinados a esos países en marzo pasado.

“Previamente este año, en virtud de mi potestad respecto de fondos de asistencia exterior y las instrucciones que me transmitió el presidente Trump, ordené que el Departamento de Estado y la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid) interrumpieran en forma temporaria la provisión de asistencia a estos países hasta que sus respectivos gobiernos adoptaran medidas suficientes para reducir la abrumadora cantidad de migrantes que llegan a la frontera de EE.UU. Gracias a la política del presidente y a la respuesta de estos países, estamos observando grandes avances. Un ejemplo de esto son los Acuerdos de Cooperación de Asilo (Asylum Cooperation Agreements, ACA) que se firmaron recientemente”, argumentó Pompeo.

De acuerdo con Pompeo, los recursos se destinarán a programas “que están haciendo realidad nuestros esfuerzos conjuntos para mitigar la inmigración ilegal” en el Triángulo Norte Centroamericano, y que “complementarán nuestros planes de seguridad conjuntos para cada gobierno”.

En detalle, se apoyarán las iniciativas del sector privado orientadas a generar oportunidades económicas, favorecerán el estado de Derecho, el afianzamiento institucional, la buena gobernanza y ayudarán a los países a desarrollar capacidades de implementar los acuerdos migratorios.

Por último, el jefe diplomático expresa que “Estados Unidos reconoce el pensamiento creativo y el compromiso demostrados por los gobiernos de El Salvador, Guatemala y Honduras para alcanzar nuestro objetivo común de reducir la salida a la emigración desde estos países hacia Estados Unidos” y agrega: “Tenemos gran expectativa de seguir profundizando esta importante labor con nuestros firmes socios en El Salvador, Guatemala y Honduras”.

En el mismo sentido, Trump tuiteó que los tres países firmaron acuerdos “históricos” de cooperación en materia de asilo y están trabajando para poner fin al flagelo del tráfico de personas.

Para acelerar este proceso, añadió el gobernante, Estados Unidos aprobará asistencia específica para áreas de seguridad y aplicación de la ley.

El 26 de julio último, suscribió con Guatemala un convenio para que futuros solicitantes de asilo provenientes de El Salvador y Honduras sean recibidos por nuestro país, en tanto Estados Unidos gestiona su solicitud.

El 20 de septiembre de este año, Estados Unidos firmó un acuerdo de cooperación con El Salvador en materia de inmigración para limitar el flujo de indocumentados a su territorio, después de los pactos migratorios alcanzados con México y Guatemala.

El 28 de agosto,  McAleenan también firmó con El Salvador un acuerdo para frenar la migración irregular y atacar a los traficantes de personas y a las pandillas.

El 25 de septiembre, EE. UU.  y Honduras lograron un acuerdo que permitirá limitar la inmigración irregular hacia el territorio estadounidense.

Gracias acuerdos ocurrieron después de que, justo hace un año, Trump amenazó con cerrar toda la cooperación con el Triángulo Norte Centroamericano, furioso por el avance caravanas de indocumentados hacia Estados Unidos.

“Guatemala, Honduras y El Salvador no fueron capaces de hacer el trabajo de impedir que la gente saliese de su país y viniese de manera ilegal a EE.UU. Comenzaremos ahora a recortar, o reducir sustancialmente, la enorme ayuda extranjera que rutinariamente les damos”, afirmó Trump en su cuenta de Twitter el 22 de octubre de 2018.

La amenaza pasó a los hechos en marzo de este año. El Departamento de Estado informó sobre la intención de cortar la ayuda al Congreso estadounidense, el cual tendría la última palabra. Para entonces, Trump culpaba a los tres países de “no hacer nada por los estadounidenses”.

Guatemala recibe ayuda a través de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Mundial (Usaid) que, hasta mediados de julio de 2019, había representado US$82 millones 187 mil 48 en programas de seguridad, agricultura, educación, entre otros.

Registros oficiales de este milenio dan cuenta que la cooperación ha oscilado entre US$58 millones, el monto más, en 2005, a US$296 millones, el mayor, en 2016.

Contenido relacionado

Migrante que protagoniza película sobre la guerra de Guatemala recibe doctorado honoris causa

EE. UU. reconoce fracaso del Plan Alianza para la Prosperidad cuyo objetivo era reducir la migración

Qué ofrece Donald Trump a cambio de que la Corte Suprema elimine el Daca