El 20 de Octubre 1944

Opinión

El 20 de octubre de 1944 fue un parteaguas en la vida política, social, cultural y económica de Guatemala.  Fue la caída del régimen liberal que dominó Guatemala durante 73 años.

Culpan a la víctima, los que sí saben

Opinión

Cualquiera creería que es más fácil que caiga un tonto que un tirano. A los dictadores, se supone, se les enfrenta hasta que la cosa estalla. Vemos fotografías de nuestros antepasados encaramados al carro de la victoria para la Revolución de Octubre y pensamos en lo que hubiéramos hecho en tales circunstancias, de qué lado de la historia estaríamos.

El Memorial de los 311

Opinión

Mi bisabuelo materno y mi tío abuelo paterno siempre hablaron del Memorial de los 311. Fueron principalmente jóvenes universitarios quienes se dirigieron aquel 22 de junio de 1944 al dictador Jorge Ubico, en una carta que cambiaría mucho de nuestra historia reciente. Ambos, de tan distinto pensamiento político pero tan decentes y tan queridos entre sí, habían signado aquel documento, precedente irreductible de la Revolución de Octubre.

De cómo acabar con el país

Opinión

La República de Guatemala es heredera de la colonia, en cuya transición cambió su estatus legal, aunque su administración quedó en las mismas manos. Las condiciones económicas se fortalecieron con el café y con la revolución liberal de 1871, conducida por  nuevos caudillos, la clase económicamente fuerte mantuvo el poder y el criterio de la explotación de la mano de obra, históricamente endilgada al indígena. La apertura al mercado europeo permitió su industrialización, para lo que se ofreció tierra, creándose así los grandes latifundios.

<p> Una fecha lejana e incomprendida</p>

Opinión

Hoy se cumplen 73 años de la Revolución de Octubre. Quienes eran veinteañeros en ese tiempo andan ahora por los noventas y a causa de ello esta fecha histórica es recordada como una experiencia  personal para un puñado de ciudadanos. En realidad, como ocurre con la mayoría de fechas históricas de Guatemala, son desconocidas para casi todos y por ello corren el riesgo de ser cooptadas o secuestradas por grupos con tendencias y motivaciones ideológicas actuales dentro de Guatemala, pero superadas en otras latitudes. El análisis del 20 de Octubre debe girar en la comparación de cómo estaba el país antes y después, además de tomar en cuenta el factor de la Segunda Guerra Mundial como problema de todo el mundo, dividido entre los aliados y el Eje.

Ojalá celebremos la Evolución

Opinión

Chicleros, basureros, lustradores, tenderos, pilotos de buses, transportistas, locatarias, empresarios de todos los tamaños están al borde de abandonar sus actividades productivas, pues son víctimas de extorsionistas de todo tipo, desde mareros hasta funcionarios públicos.

La revolución pasó sobre los indios

Opinión

Indudablemente la revolución del 20 de octubre de 1944 trajo aires de libertad al país y se inició un proceso de modernización de las estructuras del Estado. La Constitución de 1945 incluyó avances como la separación de los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, y reconoció los derechos a la seguridad social, al empleo y la educación. Sin embargo, esos derechos no alcanzaron para los indígenas. Los pueblos originarios lo único que supieron durante el período revolucionario fue el reforzamiento del trabajo forzoso que fue instituido en 1829 como Ley contra la Vagancia, dirigida a jornaleros y artesanos indígenas que estaban en la miseria, para obligarlos a trabajar en las fincas de la Costa Sur. Con este argumento legal, los indios eran prácticamente cazados los domingos al salir de misa o en el parque y trasladados, muchas veces amarrados, a las haciendas donde se requería su mano de obra.