Evolución, no concesión

Editorial

Todavía quedan mentes retrógradas para las cuales la mujer está detrás, debajo, sometida al hombre, un pensamiento que no solo es rebatible, sino totalmente absurdo y hasta deleznable a la luz de los enormes aportes en ciencia, política, artes, industria, comercio, creatividad e incluso en la vida cotidiana, generados por las mujeres a lo largo de la historia. Todos los prejuicios y conceptos discriminatorios hacia cualquier mujer tienen un error de principio: de ellas proviene la vida, su gestación y alumbramiento, por lo cual, no solo es insensato, sino ilógico querer restar importancia a su papel en el desarrollo de la humanidad, la transmisión de la cultura y la continuidad de los grandes valores que sostienen la civilización.

Cifras que llaman a la reflexión sobre la reinvidicación de la mujer en Guatemala

Comunitario

El Día Internacional de la Mujer es una fecha para conmemorar y reivindicar su lucha por la igualdad en los derechos fundamentales. Sin embargo, el camino por cerrar la brecha de género no ha sido fácil y los baches aún son muchos. En Guatemala nacer mujer no es fácil. Ellas representan el 51 por ciento de la población, son mayor en número pero eso no les da mayor representación ni voz para conseguir la equidad. Siguen en desventaja y los números así lo revelan.